Si Dios con nosotros, quien contra nosotros.

Las historias están tejidas a partir de las experiencias que a diario se viven desde diferentes ámbitos, bien sean laborales o familiares. Estas son las que a diario fortalecen la vida y los corazones de las personas.

Cuando nos enfrentamos a  situaciones difíciles, una serie de sentimientos van creando desosiego y soledad. En ese momento pensamos en quienes están a nuestro lado y pedimos ayuda a un ser divino o espiritual que vive en el corazón de todos y cada uno de quienes lo sienten, de quienes viven su infinito amor y su grandeza.

De repente cuando el mundo comienza a caerse, la mano celestial de Dios es quien nos reconforta y nos brinda el aliento final para alcanzar el objetivo o la meta propuesta; él en todas nuestras actuaciones genera confianza y tranquilidad.

Por esta razón sin importar la religión, existe un ser supremo que conocemos en primera instancia en los hogares y el cual se fortalece a partir de momentos cruciales en nuestras vidas.

En el sistema en el que vivimos es fácil desfallecer, pero es la formación que nos brindan desde la familia, la institución académica y laboral, la que fortalece ese motor esencial el cual es: Dios.

“Los hombres de la institución de la Escuela Militar son Hombres de Fe” expresa el padre Alonso. Quien es el encargado de incentivar, fortalecer y motivar la espiritualidad del ser desde el Alma Máter del Ejército Nacional, para entregar a la sociedad seres íntegros, capaces de liderar con consciencia e infinito respeto y amor hacia Dios.

Basados en este principio, la comunidad educativa que la conforma tiene convicciones hacía Dios, siendo éste, parte importante en la vida de cada uno, ya que cada día estamos enfrentados a nuevos retos y en ellos la presencia de Dios es importante, pues en el actuar diario no sabemos que nos podemos encontrar y es de sabios saber cómo proceder en situaciones fuera de lo común.

Dentro de los quehaceres de la institución, existe un espacio para fortalecer la fe en cristo. De ahí parten algunas actividades cotidianas que se realizan en la escuela y las que ya hacen parte del diario vivir; una de ellas son las Eucaristías, las cuales se llevan a cabo cada ocho días, los sábados antes de salir a permiso. Cuando regresan del permiso el Padre los recibe con la bendición y una pequeña oración para el inicio de semana.

Además se realizan una serie de conferencias, la cuales traen a colación temas como: la familia, el suicido, la formación militar, la superación personal, la adaptación a la vida militar y valores éticos y morales.

Dentro de la institución se realiza la preparación para los sacramentos, claro está para quienes deciden congregarse en la religión católica; sin embargo, el padre realiza una bendición en todas las ceremonias de ascensos y a su vez se realiza una eucaristía agradeciendo el  escalón alcanzado. Asimismo, se realiza un acompañamiento en las campañas de cada final de semestre y en el Curso Avanzado de Combate (CAC).

La Escuela Militar se caracteriza por su disciplina, la cual se ve reflejada en todas y cada una de las actividades que realizan, sobre todo cuando de rendir honores a Dios se trata. Una vez al mes se realiza una misa de gala; esta celebración se caracteriza por estar acompañada por la banda de guerra del Alma Máter del Ejército, la cual  se encarga de armonizar y entonar letras para la gloria de Dios.

Dios es el centro de la vida de muchos seres; es el guía que ilumina nuestro camino y nos lleva a actuar con firmeza y dedicación haciendo el bien para el resto del mundo; por esta razón se habla de seres íntegros que lideren el mundo basados en el respeto y la tolerancia.

Desde esta interpretación, si Dios está a nuestro lado nunca nada nos faltará. Las mil luchas que hemos cruzado han aportado a construir y unificar una serie de historias las cuales dejaremos para la posterioridad, para que nuestro paso por el mundo deje huella y continuemos en la formación de seres que sirven a Dios.

 

Por:  Oficina de Prensa Escuela Militar de Cadetes

C@strenseObisAdmin

Leave a Comment